Marianny Otaño se toma un espacio en los 100 metros vallas

0
0

LA JUVENIL DOMINICANA TRABAJA DURO Y MIRA HACIA EL FUTURO. TAMBIÉN ESTÁ ENFOCADA EN LOS ESTUDIOS

Santo Domingo.-En el deporte como en la vida, Marianny Otaño ha venido realizando una carrera con obstáculos con notables éxitos.

Cada valla que deja detrás, parece ser un problema menos para la juvenil atleta, quien a los siete años sufrió una traumática experiencia en su pueblo de Jimaní, la que no quiere recordar.

El deporte y las asistencias de World Vision y de los sicólogos Felipe Román y Rosa Hernández le ayudaron a conciliar nuevamente el sueño y sustituir negativas imágenes que la atormentaron durante años.

También a cristalizar una reconfortante historia de superación personal.

“Gracias a ellos pude pasar la página y hace un tiempo ya que cuando me acuesto lo que veo es a Marianny Otaño compitiendo y ganando”, manifiesta la corredora de 18 años. Ella se inició en el atletismo en el 2012 gracias a Yasmany, su hermano mayor y Ángel de la Guarda, quien corría 100 y 200 metros.

Sin tenis y compitiendo en jean, la epidermis de Marianny era impactada a cada paso por el terreno árido donde corría en Jimaní, junto con otros niños pobres, algunos hijos del sol. La tercera de los seis hijos procreados por María Méndez, ama de casa, y Raúl Otaño, agricultor, vino a la Capital en el 2016 tras ser fichada por el departamento de Deportes de la Fuerza Aérea Dominicana.

Tan vertiginoso ha sido su ascenso que ya ha representado al país en eventos de edades realizadas en Curazao, Puerto Rico, Cuba y ya se alista para ir al Mundial Sub-20, que tendrá lugar en julio próximo en Finlandia.

El pasado 19 de este mes conquistó la medalla dorada en los 100 metros vallas del Campeonato Nacional Superior de Atletismo con un crono de 13 minutos y 94 centésimas, su mejor marca, todavía distante de los 13.21 que se requieren para ir a los Juegos Centroamericanos de Barranquilla, Colombia, previstos para realizarse del 19 de julio al tres de agosto.

“Tenemos gran expectativa de que Marianny pueda convertirse en una gran atleta en las vallas. Está todavía en su etapa juvenil, pero entendemos que tiene el talento para brillar a nivel centroamericano, panamericano y, por qué no, mundial”, expresó Gerardo Suero Correa, presidente de la Federación Dominicana de Atletismo.

Como agradecimiento a la sicología, ella estudia becada esa carrera en la Universidad Evangélica (UNEV), de la cual es una de sus principales exponentes deportivas.

“Me estoy preparando para seguir demostrando que sí se puede”, declara Marianny, quien tiene la vista puesta en ayudar a los niños de Jimaní, principalmente.

Por Freddy Tapia

Deja un comentario